miércoles, 22 de julio de 2015

Historia de Pancho Sierra, el Dr. Del Agua Fría” o fluidificada y la Madre María de la Argentina,

Pancho Sierra y Madre Maria de la Argentina, son ejemplos hermosos del Espiritismo en acción hacia el Bien Común propagando el Espiritismo, a través de las sanidades del cuerpo y del Alma de los que se acercaban a ellos.

Emocionante historia del Espiritismo en Argentina. Estos personajes de los cuales se hablará en este articulo, dieron su vida a los demás sin ningun interés económico. Ellos lo hicieron, gratis. Un ejemplo de que el ayudar al   prójimo nunca debe ser interpretado como una forma de hacer dinero. El Espiritismo basado en los Libros Codificados, y los Espiritistas de Verdad, como bien decía Allan Kardec nos indica que los Buenos Espíritus no están donde existe el   interés económico, así dice el Libro de Los   Espíritus escrito por Allan Kardec en la   introducción del Libro , en "Prolegómenos" y dice:
”Ten presente que los Espíritus buenos sólo asisten a quienes sirven a Dios con humildad y desinterés, mientras que repudian a los que buscan en la senda del Cielo un escalón para las cosas de la Tierra. Los Espíritus buenos se apartan de los orgullosos tanto como de los ambiciosos. El orgullo y la ambición siempre constituirán una barrera entre el hombre y Dios: son un velo que empaña las claridades celestiales, y Dios no puede servirse del ciego para que se comprenda la luz”.




Lista de Vídeos de referencia sobre Pancho Sierra



Para Kardec el consideraba a 2 tipos de espiritistas. Espiritistas de Verdad, que se educaban y basaban su vida espiritual como lo indican los Libros Codificados, de esta clasificación de Espiritas nos referimos a Pancho Sierra y Madre Maria de Argentina, y los Espiritistas Buenos, pues que solo leían los libros Codificados. Esto lo encuentras en el Libro de Los Médiums, específicamente en el Ítem #336.

Pancho Sierra y Madre María, nunca tuvieron   interés económico, y lograban grandes sanidades con solo su fe razonada, y con el "Agua Fría", o sea agua fluidificada que provenía del aljibe localizado en su Estancia "El Porvenir" 

Todo eso los transforma en personajes especiales ante los habitantes de esas comarcas en Argentina, y son conocidos como “Pancho Sierra” y la “Madre María”.

El singular culto a Pancho Sierra, que en ciertos casos se vio inevitablemente invadido por una folclórica maraña comercial que ofrecía estampas y hasta tierra de su estancia a precios módicos, continuó a través del tiempo. Cada 4 de diciembre, día de su muerte, el cementerio de Salto (Bs. As.) recibe a muchos que apenas conocieron su historia pero que saben que era alguien “especial”.

Don Pancho y la Madre Maria, pues, no escapan a la categoría de curanderos, pero no adjudicamos al término ningún matiz peyorativo, todo lo contrario pues ellos fueron Grandes Curanderos. Su fama vuela por todo el país y aún trasciende sus fronteras. Toda una organización prosigue sus enseñanzas, canonizando popularmente a sus fundadores. 

Tuvieron, además, buena publicidad, en vida y en muerte. Y no venían de las clases populares; sino de arriba. Eran gente rica que abandonó su fortuna por lo que entendieron como misión, con el consiguiente escándalo entre los suyos y entusiasmo entre sus adeptos.

Cada 4 de diciembre, día de su muerte, el
cementerio de Salto (Bs. As.) recibe a
muchos que apenas conocieron su historia
 pero que saben que era alguien “
especial
Una revista popular recuerda, a 80 años de su muerte, la historia de Francisco Sierra: “Pancho Sierra, llamado por todos sus adeptos «el médico del agua fría», «el gaucho santo de Pergamino» o «el resero del infinito» había nacido en Salto el 21 de abril de 1813 y murió el 4 de diciembre de 1891, aunque algunos sostienen que su deceso se produjo en 1894, debido a un fuego que consumió los papeles que certificaban la fecha de su muerte.

Estancia "El Porvenir"
“Este personaje había nacido en una familia de ricos hacendados, y ya mayor, se instaló en su estancia «El Porvenir», en los límites de Pergamino y Rojas.

“Su vida se transformó luego de una decepción sentimental. Se aisló entonces del mundo y luego retornó, tras una larga etapa, para volcarse sobre el dolor de los demás, haciendo curas tan portentosas que extendieron su fama a toda la provincia de Buenos Aires.

el "Agua Fría", o sea agua fluidificada
que provenía del aljibe localizado
en su Estancia 
"El Porvenir"
 
“Pancho Sierra" ejercía con pocas armas, un poco de agua fresca del aljibe de su estancia, el profundo magnetismo de su voz, la seguridad que emanaba de su rostro profetice de larga barba blanca y de mirada penetrante.

“A él acudían —como siguen acudiendo hoy—, los desventurados, los necesitados de pan o fe para vivir, los enfermos."
aljibe localizado
en su Estancia 
"El Porvenir"
 

“Y los que llegaban hasta él —dicen los adeptos— siempre encontraban remedio para sus males, para sus problemas, para sus desdichas. Y en ese reparto generoso Pancho Sierra acrecentó su fama, porque también fue distribuyendo fe y la mayor parte de sus bienes.

“‘Muchísimas veces —según el relato de quienes lo conocían bien—, un vaso de agua brindado por Pancho Sierra alcanzó a curar en una zona en que el enfermo estaba solo y donde el médico solo era un mito. 

“Su fama comenzó entonces a crecer y traspasar fronteras y hasta la estancia «El Porvenir».  Allí peregrinaron centenares de personas que acudían desde los puntos más lejanos en busca de ayuda, de consejos y de cura para sus dolencias. “Se cuenta que como el viaje hasta su casa era largo, las compañías encargadas del traslado de los visitantes agregaron a su recorrido los «viajes especiales a lo de Pancho Sierra».

Pancho Sierra se declaraba espiritista y con facultad para transmitir el poder curativo mediante el Magnetismo que el mismo aplicaba al agua del aljibe o pozo de agua fría. Así es que repartió sus discípulos en muchos partidos de la provincia conservando siempre su dirección.

“Para las gentes escépticas era un alucinado." “Para sus adeptos, un santo. “Para todos, un original." ”Pancho Sierra tenía el rostro blanco, facciones aristocráticas, nariz aguileña y ojos azules que brillaban con intenso fulgor.

“Su talla era mediana, delgado de cuerpo y su conjunto respiraba bondad y una apacibilidad de espíritu que se transmitía a todos sus actos… vestía siempre trajes ampulosos, bombacha, camiseta criolla, ancho sombrero, poncho y manta de vicuña.

“Su exquisita sensibilidad por las desgracias ajenas y la intuición de sus facultades de «médium» le
proporcionaron la ocasión de asistir a algún enfermo en épocas en que se carecía allí de médicos. “Este hecho, repetido muchas veces con éxito admirable, le confirmó la idea de que gozaba de alto grado de facultad que los espiritistas llaman «Mediúmnidad curativa» y que buenos espíritus le auxiliaban en ella. (…) “Pancho Sierra se mantenía en su
vida de anacoreta, sin solicitar el trato de su familia y relaciones, muchos de los que se complacían en divulgar su supuesta locura, mientras él prodigaba beneficios a los pobres.


“Compraba artículos de tienda por cantidades, frutas por carradas y en seguida llamaba a «sus hijos», los niños de la vecindad y los pobres que frecuentaban su casa, a quienes distribuía generosamente todo. “Estas prodigalidades incomprensibles confirmaban su reputación de «loco trastornado … pero bueno!»
“La estancia de Pancho Sierra era como un pueblo.
Llegaban a ella de 15 a 20 carruajes por día. Todo e! mundo pretendía tomar un vaso de agua para curar sus males o llevar una botella del líquido saludable, único elemento que él suministró siempre y con lo que ha producido, según afirman los adeptos, numerosas curas, algunas sensacionales.

“En una ocasión, en una casa semi-derruida, Pancho Sierra aconsejaba a la que sería su hija espiritual, María Safóme Loredo, luego conocida como la Madre María.

“La joven de 27 años había llegado desde Buenos Aires desesperada: su segundo marido Aniceto Subiza estaba agonizando. A ella no le iba mejor: un tumor canceroso le endurecía un seno. Subiza, un rico estanciero moría poco después; ella en cambio, sanó ante el asombro de los médicos. Desde esos momentos, nacía la Madre María

Pero María Salomé Loredo había nacido antes, en octubre de 1854. De familia vasca y campesina, pastoreó ovejas cuando niña y aprendió a amar las flores, según su biógrafa. Es curioso que, mientras Pancho Sierra prefirió los jazmines, María era apasionada por los claveles. Y esas flores son las que cubren hoy sus respectivas tumbas, ya que sus fieles siguen halagando el gusto de los fundadores.

Victor Sueiro, en su curioso libro , “Crónica Loca” lo define así: “Si bien sería irrelevante hablar de él como “un santo”, tal como lo calificaron muchos de sus seguidores, es inevitable destacarle como un hombre ciertamente piadoso. Era común que comprara él mismo cantidades de alimentos que regalaba a quienes lo necesitaban. Pero lo que hizo que su fama creciera de una manera impresionante era el hecho de que se producían resultados asombrosos con sus palabras y su agua fría (Agua Magnetizada). 

El singular culto a Pancho Sierra, que en ciertos casos se vio inevitablemente invadido por una folclórica maraña comercial que ofrecía estampas y hasta tierra de su estancia a precios módicos, continuó a través del tiempo.

Cada 4 de diciembre, día de su muerte, el cementerio de Salto recibe a muchos que apenas conocieron su historia pero que saben que era alguien “especial”. A tantos años de su muerte (más de 100), aún cuenta con adeptos que invocan su memoria ante una situación difícil.

Es curioso que, a diferencia de otros sanadores, jamás fuera perseguido ni hostigado de manera alguna por la policía ni por ninguna otra autoridad. A su muerte hubo quienes pretendieron atribuirle la condición de espiritista. Fueron los espiritistas, claro está. Pero no era cierto. En ningún momento abrazó otra creencia que no fuera la católica aunque con una apertura muy grande hacia otras ideas, sin discriminar ninguna.

Vivía en el cuarto más pequeño de su estancia y allí, junto a una cama, una silla, una mesita y su guitarra, se destacaba en la pared una cruz con el Cristo agónico. En pleno apogeo de su fama, una de sus “pacientes” fue una joven de veintisiete años que llegó hasta él como última alternativa por un tumor alojado en uno de sus pechos. La mujer se curó. 

Se llamaba María Salomé Loredo de Subiza y se transformaría en discípula predilecta de Pancho Sierra y continuadora de su trabajo. El país la reconocería luego, en su historia cotidiana, con el nombre que le pusieron afectuosamente sus seguidores: la Madre María.”

A pesar de que Pancho Sierra se había declarado   Espiritista, luego de su auto encierro en el altillo de sus Estancia el Porvenir, debido a su melancolía  provocada por la muerte de una chica llamada "Nemesia"  que había fallecido., y recomendaba a todos la lectura del Libro el Evangelio según el Espiritismo, escrito por Allan Kardec, los religiosos de aquella época y aun hoy día destacaron que Pancho Sierra era católico, pero el hecho de curar con el Agua Fría, que sabemos los Espiritistas que era Agua Fluidificada a través de pases magnéticos aplicados por Pancho y su afán de que todos leyeran el Libro de Kardec, es de suponer que era Espiritista y no católico profesante en los últimos 30 anos de su vida.

Esta historia a continuación ha sido extraída de un artículo publicado en las redes sociales al cual tiene todo el crédito de su autoría.  Nos ayuda a tener más información de Pancho Sierra. Los créditos pertenecen a: Antonio LAS HERAS es autor de una biografía sobre Pancho Sierra “El Doctor del Agua Fría”, libro de próxima edición.

Pancho Sierra
   
Antonio LAS HERAS es autor de una
biografía sobre Pancho Sierra
 “El Doctor del Agua Fría”,
libro de próxima edición.
Es el año 1831 y en la ciudad de Pergamino (provincia de Buenos Aires) la familia Sierra ha decidido instalarse en una estancia conocida como El Porvenir. En este sitio ubicado en medio de los llanos pampeanos Pancho Sierra transcurrirá su vida como hacendado en su juventud y como el Gaucho de Dios desde su madurez hasta los últimos días en que viviera. El primer año de vida ha sido el símbolo de un destino que intentó mostrarle apenas un pequeño pasaje de lo que acontecería mucho tiempo después. Sus padres Don Francisco Sierra y Doña Raimunda Ulloa habrán de enfrentarse a una compleja enfermedad que hundirá a Francisco Sierra en una fiebre intensa, declarándolo desahuciado por parte de los más importantes médicos de la ciudad de Buenos Aires. Es el año 1832 y la enfermedad es el primer paso que pone a Pancho Sierra frente a una historia muy particular, porque pese a la incertidumbre del dolor, la vida del Gaucho de Dios será el milagro de los miles de fieles que acudirán hora tras hora para recibir sus curaciones.

Por ello, una noche en que su madre cuidaba de él, entre el cansancio y la desesperación, el sueño agotó sus fuerzas. La noche era ventosa y una fuerte lluvia amenazaba a los llanos. Su madre solía rezar frente a una cruz que pendía por encima de la cabecera de la cuna de Francisco y entre los brazos del Cristo, una pequeña rama de olivo. Cuando el viento abrió las ventanas, la rama de olivo cayó en la frente del niño y al ver esto su madre corrió en busca de su esposo, porque supo desde aquel entonces que Francisco Sierra sabría recorrer los llanos como el santo bonaerense.

Desde aquel entonces los años empezaron a correr para transformarlo en un joven capaz de desenvolverse en los negocios que heredó de su padres una vez fallecidos. Durante su juventud pasó la mayor parte de sus años compartiendo la hacienda con dos tías y viajando de vez en cuando a Buenos Aires por los negocios de la hacienda.

En aquel entonces una joven criada de nombre “Nemesía” llegó a la estancia por trabajo. Francisco Sierra no conoció otro amor más que aquel que pudo compartir brevemente con Nemesía. Sin embargo, el dolor lo colocó una vez más frente a la soledad. Sus tías percibieron aquella relación a la que consideraron imposible y, estando ausente Francisco, enviaron a la joven a un pueblo en la provincia de Córdoba. Al regresar Francisco Sierra a su estancia sólo pudo hallar el silencio de aquellas mujeres que le ocultaron la verdad. Pese a ello una humilde mujer relató a Francisco lo sucedido y este salió en busca de Nemesiía. El viaje duró algunos días y el cansancio hizo que Sierra se detuviera en una paraje – paraje de Árbol Solo – en las cercanías del río Luján. La noche se mostraba demasiado clara y Francisco no podía dormir pensando en el destino de aquel amor imposible.

Caminando cerca de la tranquera de aquel paraje,
Sierra alcanzó a ver a un hombre anciano, barbas y cabello blanco que caminaba sosteniéndose de un bastón. Al acercarse el anciano y como si hubiese sido una visión el misterioso hombre le anunció: (…)”Hijo, vas a un largo viaje, y con mucha esperanza, pero lo que tú buscas ya no te pertenece pues pertenece a Dios, que es quien nos gobierna, y El tiene para ti destinado algo muy grande y tú ya conociste muy de cerca el dolor pero un último dolor tendrás que pasar para comenzar luego, cuando Dios lo disponga, la maravillosa  obra que te tiene preparada. Con este anuncio entendió Sierra que a quien amaba ya no podría ver porque su vida se había terminado. Nemesia lo había esperado y entre tanta tristeza murió días antes que llegara Francisco. Sin embargo, la maravillosa obra tendría lugar un tiempo después: el Gaucho de Dios, el Doctor del Agua Fría, serán algunos de los nombres con los que sus fieles lo reconocerán en vida y aún después de su muerte.

Al regresar a su estancia comenzó un largo silencio y meditación que lo llevaron a enclaustrarse en el altillo de su hacienda. Salía en escasas ocasiones, durante la noche, a recorrer los campos acompañado de algunos perros. Meditaba a orillas del río y volvía al lugar que había elegido como su templo. Pasaron algunos años hasta que, encontrándose en profunda meditación y conversando con Dios, escuchó una voz que le dijo: “Ha llegado la hora de empezar tu misión, Dios te otorga el poder y tu espíritu se halla preparado. El Divino Maestro Jesús coloca en tus manos el fluido de  la salud para todos los enfermos corporales y espirituales.

El Espíritu que vive y reina en tu cuerpo ilumina tu mente porque Dios te ha elegido.”

A partir de aquel entonces Francisco abandonó su
templo (lucia barba y cabellos blancos) para dedicarse a sus paisanos y, encontrándose un día en su estancia y hablando con uno de sus peones, notó que este buen hombre comenzó a retorcerse de dolor. De inmediato Sierra tomó agua de su aljibe y dio de beber al joven diciendo una oración. El joven se levantó luego de algunos minutos complemente sano y se dirigió a Francisco besándole las manos. A partir de allí la vida del Gaucho de Dios cambió por completo y miles de personas llegaban a su estancia en busca de sus curaciones y de su palabra sanadora.

A partir del año 1891, año en que desapareciera
físicamente, los fieles se multiplicaron y dieron lugar a la devoción popular en la ciudad de Salto Argentino, sitio en donde descansan sus restos. Así todos los 21 de abril (nacimiento) y los 4 de diciembre (fecha en que muriera) la ciudad de Salto Argentino (provincia de Buenos Aires) llega a poblarse con miles de personas que llegan desde los distintos puntos del país.

Así nació y se fortifica la figura de Pancho Sierra: El resero del Infinito, El Doctor del Agua Fría. Padre espiritual de la venerada “Madre María”, quien fuese curada por sus manos y continuadora de su obra, cuya tumba – en el cementerio del Barrio de la Chacarita – es visitada diariamente por seguidores y promesantes. La vida – entre histórica, legendaria y mítica – de Francisco Sierra es el relato del destino de este Santo popular y hombre carismático respetado en la sociedad de aquel entonces, que refleja la sed del pueblo que busca mitigarse en sus santos populares, no solamente por el milagro de sanación, sino también en la identificación y la unión entre su gente.

Antonio LAS HERAS es autor de una biografía sobre Pancho Sierra “El Doctor del Agua Fría”, libro de próxima edición.

Aquí podemos apreciar que Pancho conocía muy bien el Espiritismo, y hablo tácitamente que el Espiritismo no es una Religión. Un lenguaje indiscutible de como Allan Kardec veía el Espiritismo.

Fueron los religiosos que ataron el folclore religioso con Pancho Sierra, como "Santo" Pagano. Lo cual indica que nunca fue considerado por la iglesia como uno de sus santos.




Referencias:


3 comentarios:

  1. YO CREO EN PANCHO SIERRA POR QUE HASTA LO QUE E ELEIDO NO TIENE NADA DE MALO SINO UNA VIDA SANA ESPIRITUALMENTE VENIDO DE DIOS ATRAVES DE ÈL QUE FUE ELEGIDO POR NUESTRO CREADOR DIOS TODO PODEROSO.-

    ResponderEliminar
  2. YO CREO EN PANCHO SIERRA POR QUE HASTA LOQUE E LEIDO NO TIENE NADA DE MALO ,SINO UNA VIDA SANA ESPIRITUALMENTE VENIDO DE DIOS ATRA VES DE ÈL QUE ELEGIDO POR NUESTRO CREADOR DIOS TODO PODEROSO,Y ESPERO CON PACIENCIA MI SANACION DE CUERPO Y ESPIRITU QUE HASI SEA AMEN .-

    ResponderEliminar
  3. YO CREO EN PANCHO SIERRA POR QUE HASTA LOQUE E LEIDO NO TIENE NADA DE MALO ,SINO UNA VIDA SANA ESPIRITUALMENTE VENIDO DE DIOS ATRA VES DE ÈL QUE ELEGIDO POR NUESTRO CREADOR DIOS TODO PODEROSO,Y ESPERO CON PACIENCIA MI SANACION DE CUERPO Y ESPIRITU QUE HASI SEA AMEN .-

    ResponderEliminar

Seguir a Frank en Facebook

¿Cómo reconocer un “Espiritista Verdadero”, en el Espiritismo?

¿Cómo reconocer un “Espiritista Verdadero”, en el Espiritismo? 
Un Espiritista Verdadero es aquel que según el Libro de Obras Póstumas, de Allan Kardec lo describe así:

Breve Contestación a los Detractores del Espiritismo

“Solo reconoce por adeptos suyos a los que practican su enseñanza, es decir, a los que trabajan en su propio mejoramiento moral, esforzándose en vencer sus malas inclinaciones, en ser menos egoístas y orgullosos, más afables, más humildes, pacientes, benévolos, caritativos para con el prójimo y moderados en todas las cosa, pues este es el signo característico del espiritista verdadero…”

Un Espiritista Verdadero, no es el que cobra menos dinero. Esos son “Charlatanes”, infiltrados en el Espiritismo. Los “Charlatanes”, son los que cobran dinero en el Espiritismo.


Evaluar a un Espiritista, y saber si es uno Verdadero, se necesita tener conocimiento adquirido, mediante la lectura de los Libros Codificados de Allan Kardec, Así se puede verificar la autenticidad.

Mensajes en Fotos


Body

















1/15/16

Un RESUMEN sobre los recursos del Espiritismo para sanar las Obsesiones Espirituales seria:









  • Moralización del Obsesado obteniendo su ascendencia Moral y luego al Obsesor moralizarlo.



  • Fortalecimiento de la "Voluntad" del Obsesado para que pueda Rechazar al Obsesor.



  • Oración Magnética Mental. (Grupales),



  • Magnetización del Obsesado, mediante Pases Magnéticos.



  • Educación Espirita.


Los postulados y la definición de la Filosofía Espirita antes expresada es nuestra razón de ser en esta red social. Por la naturaleza de este medio, muchas personas con diferentes corrientes de pensamiento y de diferente postura con relación al Espiritismo, pueden hacer comentarios a nuestras reflexiones. Esto nos llena de mucha satisfacción, porque ilustra claramente que el propósito de la existencia de esta página ha cometido su propósito al lograr cruzar barreras de idiomas y de pensamientos. Estamos muy claros en que nuestra filosofía es una de carácter Kardeciana y es la que promulga el deseo genuino de Dios en cuanto al comportamiento Moral de nuestra sociedad y de toda la raza humana, pero no tenemos ninguna conexión con otras corrientes de pensamiento sincretistas como lo son: Práctica de africanismo, indigenismos o ritualismos étnicos, Religiosos, folclóricos o sincréticos ni se hacen rezos, baños de plantas, consume de aguardiente o tabacos, inhalaciones toxicas, curaciones mágicas, maleficios o encantamientos y Santería.



Las obsesiones se Curan según el Espiritismo.






Excelente recurso de información según El Espiritismo, en el siguiente Libro Gratuito:








Todos están bienvenidos a comentar nuestras reflexiones, pero en nada esto significa que patrocinemos estas corrientes diferentes de pensamientos.











Queremos ser un faro, donde aquellos que desean encontrar el puerto seguro, puedan libremente acercarse al dialogo y a la comprensión. Jesús nos enseño a no hacer acepción de persona alguna, somos llamados a la comprensión y a la tolerancia con todos aquellos que aunque tengan pensamientos diferentes, siguen siendo seres humanos en el proceso de encontrar el sendero de la verdad en su camino evolutivo.












REFERENCIAS PARA ESCRIBIR ESTA REFLEXIÓN



  • El Evangelio Según El Espiritismo, Allan Kardec

  • El Libro de Los Espíritus, Allan Kardec

  • Obras Póstumas, Allan Kardec

  • Genesis

  • El Cielo Y el Infierno – Allan Kardec

  • El Libro de Los Médiums – Allan Kardec











Frank Montañez

“Soy Espírita”

Director de la Página


Soy Espirita en Facebook

Nuestro Canal Soy Espirita en Youtube

Blog de Soy Espirita

soyespirita@yahoo.com

"Soy Espirita" en Twitter

"Soy Espirita" en Google +

    No dejes de inscribirte en mi blog, así podrás recibir notificación de nuevas adiciones a mi página. Debes tener una cuenta de correo electrónico de gmail para poder hacer comentarios a los artículos y también para inscribirte en este blog. Además, si consideras que esta reflexión hoy ha sido de mucha ayuda, por favor compártela haciendo un enlace a tu muro en Facebook y no dejes de escribir un comentario para así saber que ha servido de ayuda a alguien. Gracias por leer este blog. Frank





NOTA Importante:




Si consideras que este articulo o reflexión es útil, y deseas citarnos en un artículo o nota que publiques en tu blog o en Facebook, por favor haz una mención de que obtuviste la información de un articulo nuestro ya publicado. Eso es actuar en Moral y bien común. No permitas que el atribuirte consciente o inconscientemente crédito por algo que copiaste de otro autor, afecte tu espiritualidad, y que cometas faltas que se han de acumulan a las que ya tienes.




Si me mencionas o no, no es importante para mí, pero sí; es una falta el atribuirte que la información publicada es de tu autoría al no hacer mención alguna del autor original, si no das el crédito al que originalmente lo creo, eso es propiedad intelectual y al no dar el crédito, constituye una falta de moralidad. Recomiendo que añadas al final de tu reflexión algo así:




Partes de esta reflexión ha sido tomada de un artículo publicado por Frank Montañez de “Soy Espírita” en su blog: www.soyespirita.blogspot.com




Nombre del Artículo:


Fecha Publicado:


Eso evitarás que actúes mal sin quererlo hacer, de eso se trata la Educación Espírita.






Los siguientes enlaces te conducen a estos temas ya publicados para ayudarte en tu desarrollo de educación espiritual:









































Te los ofrezco gratuitos en estos enlaces y en audio que son mas fáciles de manejar. Te los ofrezco gratuitos en estos enlaces y en audio que son más fáciles de manejar.




Audio Libros en Español GRATUITOS




Los invito a que descarguen los AUDIO Libros en mi blog. No hay escusas para no leer el Libro de los Espíritus y el de Los Médiums, pues pueden escucharlos narrados. Visita mi blog o simplemente dale clic al libro que ves listado a continuación.





¡VIVA EL ESPIRITÍSMO!





Haz clic en este enlace - AUDIO LIBRO – EL EVANGELIO SEGÚN EL ESPIRITISMO.


Haz clic en este enlace - AUDIO LIBRO – GÉNESIS




Espero estos enlaces te conduzcan a información que te ayude a lograr activar tu crecimiento espiritual, a través de la Transformación Moral.


________________________________________




NOTA ACLARATORIA:





Han notado que nuestras reflexiones se redactan para la Educación de nuestra filosofía, tal y como lo ilustran Los Espíritus de La Codificación Espirita dada a Allan Kardec. Muchas de estas enseñanzas lucen como que deben ser tratadas en la Casa Espírita y creo que sí; es esto correcto. Pero la mayoría de nuestros lectores no tienen acceso a Casa Espírita alguna, entonces no nos podemos quedar con las manos cruzadas esperando que Espíritus Impuros que sabiendo esta realidad se adelanten se introduzcan en los hogares de personas que con genuino interés se acercan a nuestra página buscando ayuda. Para ellos les sugiero considerar conformar un pequeño grupo de Estudios en su hogar. Así se deleitaran de las enseñanzas de los Espíritus. Estos dos enlaces te ayudaran a comenzar a conformar tu grupo de Estudio:





  • http://soyespirita.blogspot.com/2014/01/ley-de-sociedad-i-necesidad-de-la-vida.html

  • http://soyespirita.blogspot.com/2011/08/recomendaciones-para-los-nuevos-grupos.html













No demostramos compasión si no ayudamos a estas personas en estos lugares inaccesibles que no existe ninguna Casa Espírita cerca y tal vez nunca la habrá a no ser por nuestra educación por el Internet. Para muchos el desarrollo de la Mediúmnidad es tan serio que no han desarrollado aun Médiums en sus lugares de reunión. Pero eso no debe ser la norma, pues el mismo Allan Kardec nos apercibió de que esto era esencial en el desarrollo espiritual de las comunicaciones Mediúmnica.




Preferimos hacer accesible esta información para aquellos que genuinamente desean crecer espiritualmente, y yo soy el de pensar que si los deseos de estos nuevos allegados son encaminados al desarrollo de la Mediúmnidad, es preferible ayudarlos que dejarlos a expensas de Espíritus Impuros que aprovechándose del deseo más profundo de crecer espiritualmente intervengan para que esto no se logre.




Esta educación debe ser el detonador para el establecimiento de nuevos centros de reunión para nuevos allegados y esto cumple el propósito de la codificación y de la Ley de Progreso y Crecimiento espiritual a que todos tenemos derecho.









































Autenticidad de los libros Codificados por Allan Kardec según el Libro de Génesis, ¿Qué es una Opinión en el Espiritismo? y el propósito del Espiritismo con la Humanidad:





Ítem #10. Sólo los espíritus puros reciben la misión de transmitir la palabra de Dios, pues hoy sabemos que los espíritus están lejos de ser todo perfectos y que algunos intentan aparentar lo que no son, razón por la cual San Juan ha dicho: “Amados, no creáis a todo espíritu, sino probad los espíritus si son de Dios” (Primera Epístola Universal de San Juan Apóstol 4:1).



De modo que nadie tiene la autoridad Espiritual ni Moral de realizar cambios a los libros codificados que no sean los dueños y autores originales; "Los Espíritus".




Veamos lo que dice la introducción del Libro de Génesis, comentado y firmado por Allan Kardec y lee como sigue: Introducción, De la primera edición, publicada en enero de 1868.


“A pesar de la intervención humana en la elaboración de esta





Doctrina, la iniciativa pertenece a los espíritus, pero no a uno en especial, ya que es el resultado de la enseñanza colectiva y concordante de muchos espíritus, puesto que si se basara en la doctrina de un espíritu no tendría otro valor que el de una "opinión personal". El carácter esencial de la Doctrina y su existencia misma se basan en la uniformidad y la concordancia de la enseñanza. Por tanto, todo principio no general no puede considerarse parte integrante de la Doctrina, sino una simple opinión aislada de la cual el Espiritismo no se responsabiliza.


Es esa concordancia colectiva de opiniones, sometidas a la prueba de la lógica, la que otorga fuerza a la Doctrina Espírita y asegura su vigencia. Para que cambiase, sería necesario que la totalidad de los espíritus mudasen de opinión, es decir, que llegase el día en que negasen lo dicho anteriormente. Ya que la Doctrina emana de la enseñanza de los espíritus, para que desapareciese sería necesario que los espíritus dejasen de existir. Y es por eso que esta Doctrina prevalecerá siempre sobre los demás sistemas personales, que no poseen, como ella, raíces por doquier. El Libro de los Espíritus ha consolidado su prestigio porque es la expresión de un pensamiento colectivo y general.”

Firmado por Allan Kardec.






El Libro de Génesis, escrito por Allan Kardec nos indica lo siguiente tambien:


Ítem #40. El Espiritísmo presenta, como ha sido demostrado (cap. I, n.º 30), todos los caracteres del Consolador prometido por Jesús. No es, en absoluto, una doctrina individual, una concepción humana; nadie puede decirse su creador (Pues sus creadores fueron los Espíritus). Es el fruto de la enseñanza colectiva de los espíritus presididos por el Espíritu de Verdad. No suprime nada del Evangelio: lo completa y aclara. Con la ayuda de las nuevas leyes que revela, en unión con las de la ciencia, hace comprender lo que era ininteligible y admitir la posibilidad de aquello que la incredulidad tenía inadmisible. Hubo precursores y profetas que presintieron su llegada. Por su poder moralizador, prepara el reino del bien sobre la Tierra.


La doctrina de Moisés, incompleta, terminó circunscrita al pueblo judío; la de Jesús, más completa, se extendió a toda la Tierra mediante el cristianismo, pero no convirtió a todos; el Espiritismo, más completo aún, con raíces en todas las creencias, convertirá a la Humanidad.1


1. Todas las doctrinas filosóficas y religiosas llevan el nombre de la individualidad fundadora, por lo que se dice: el Mosaísmo, el Cristianismo, el Mahometismo, el Budismo, el Cartesianismo, el Furierismo, el Sansimonismo, etc. La palabra Espiritismo, por el contrario, no involucra a ninguna persona en especial; pero sí define a una idea general que indica, al mismo tiempo, el carácter y la fuente múltiple de la Doctrina. [N. de A. Kardec.]






Claramente Allan Kardec y El Espíritu de verdad que dictó los Libros Codificados que el Espiritísmo, más completo aún, es con raíces en TODAS LAS CREENCIAS y la fuente múltiple de la doctrina, refiriéndose a que con Moisés la Doctrina fue incompleta y la de Jesús se extendió mediante el Cristianismo, pero no convirtió a todos, por lo tanto es hoy que el Espiritísmo ha de ser de todos, todas las doctrinas religiosas, "Mosaísmo, Cristianismo, Mahometismo, el Budismo, el Cartesianismo, el Furierismo, el Sansimonismo, y yo ando los Musulmanes, los Hinduistas, los Ateos, los Laicos, los de Joaquín Trincado, los Santeros, Umbanda, en fin a "TODOS", es más incluyo, hasta los extraterrestres, Todos adelantaran sus Espíritus mediante las enseñanzas del Espiritísmo.



En el libro de Obras Póstumas, Allan Kardec, luego de haber dedicado 13 años a la Codificación Espírita, y haber codificado y publicado los 5 Libros Básicos, dijo lo siguiente refiriéndose al Espiritismo:



EL ESPIRITÍSMO NO ES UNA RELIGIÓN Constituida…



El espiritismo es una doctrina filosófica que tiene consecuencias religiosas como toda filosofía espiritualista y por esto mismo toca forzosamente las bases fundamentales de todas las religiones: Dios, el alma y la vida futura; pero no es una religión constituida, dado que no tiene culto, rito ni templo, y que entre sus adeptos ninguno ha tomado ni recibido titulo de sacerdote o sumo sacerdote. Estas calificaciones son pura invención de la crítica.


Obras Póstumas – Allan Kardec







TODOS SOMOS MÉDIUMS





Libro de Los Mediums - Sobre los Médiums - X




Todos los hombres son médiums, todos tienen un Espíritu que los orienta hacia el bien, en caso de que sepan escucharlo. Ahora bien, poco importa que algunos se comuniquen directamente con él a través de una mediumnidad especial, y que otros sólo lo escuchen a través de la voz del corazón y de la inteligencia, pues no deja de ser su Espíritu familiar quien los aconseja. Llamadlo espíritu, razón o inteligencia: en todos los casos es una voz que responde a vuestra alma y os dicta buenas palabras. Sin embargo, no siempre las comprendéis. No todos saben proceder de acuerdo con los consejos de la razón, no de esa razón que se arrastra y repta más de lo que camina, que se pierde en la maraña de los intereses materiales y groseros, sino de esa razón que eleva al hombre por encima de sí mismo y lo transporta a regiones desconocidas. Esa razón es la llama sagrada que inspira al artista y al poeta, el pensamiento divino que eleva al filósofo, el impulso que arrebata a los individuos y a los pueblos. Razón que el vulgo no puede comprender, pero que eleva al hombre y lo aproxima a Dios más que ninguna otra criatura; entendimiento que sabe conducirlo de lo conocido a lo desconocido, y le hace realizar las cosas más sublimes. Escuchad, pues, esa voz interior, ese genio bueno que os habla sin cesar, y llegaréis progresivamente a oír a vuestro ángel de la guarda, que desde lo alto del cielo os tiende la mano. Repito: la voz íntima que habla al corazón es la de los Espíritus buenos, y desde ese punto de vista todos los hombres son médiums.




Channing






Libro de Los Mediums - Capt. XVII


Amigos míos, permitidme que os dé un consejo, dado que avanzáispor un terreno nuevo, y si seguís la ruta que os indicamos no osextraviaréis. Se os ha dicho una gran verdad, que deseamos recordaros: el espiritismo es sólo una moral, y no debe salirse de los límites de la filosofía, ni más ni menos, salvo que quiera caer en el dominio de la curiosidad.


Dejad de lado las cuestiones científicas, pues la misión de los Espíritus no es resolverlas, ahorrándoos el esfuerzo de las investigaciones.


"Tratad antes de mejoraros, pues de ese modo progresaréis realmente".


San Luis






Mapa de Visitas

Horarios en comparación a Chicago