sábado, 8 de agosto de 2015

La palabra “Cristo” No alude al nombre del “Mesías de Nazaret” o Jesús de Nazareth, según Allan Kardec en el Libro de Génesis Espiritual, en el Espiritismo.

La palabra “Cristo” No alude al nombre del  “Mesías de Nazaret” o Jesús de Nazareth, según AllanKardec en el Libro de Génesis Espiritual, en el Espiritismo.

Me gustaría aclarar que NO confundamos a Cristo con Jesús.

Cristo no alude al nombre “Mesías de Nazareth
La Génesis - Capítulo I - Caracteres de la revelación espírita – Ítem #62 …Al poner fin al reinado del egoísmo, del orgullo y la incredulidad, preparan el del bien, que es el reino de Dios anunciado por el Cristo10.
10 La anteposición del artículo a la palabra Cristo (del griego Christos, ungido), empleada en sentido absoluto, es más correcta, si se considera que esa palabra no alude al nombre del Mesías de Nazaret, sino que se trata de un adjetivo sustantivado. Se dirá, pues: Jesús era Cristo; era el Cristo anunciado; la muerte del Cristo, y no de Cristo, mientras que se dice: la muerte de Jesús y no del Jesús. En Jesucristo las dos palabras reunidas forman un solo nombre propio. Por la misma razón se dice: el Buda Gautama conquistó la dignidad de Buda por sus virtudes y su austeridad. Se dice: la vida del Buda, del mismo modo que se dice: el ejército del Faraón y no de Faraón; Enrique IV era rey; el título de rey; la muerte del rey, y no de rey. (N. de Allan Kardec.)
Jesús no debe ser llamado Cristo, en el Espiritismo. Muchos al comenzar a leer este escrito, saltarán en argumentos, sin tal vez dejarme expresar mi posición al respecto.  En los Libros codificados el uso de la palabra “Jesús” y “Cristo” se utilizaron indistintamente. Lo podemos ver claramente en el Libro del Cielo y el Infierno, escrito por Allan Kardec. Primero es importante destacar que el lenguaje de los Espíritus es enfocado a la comprensión aquellos que querían interpretar a los Espíritus, cuando se publicaba el Libros los Espíritus y demás libros.







Entonces, en el tiempo de Allan Kardec, la prioridad era que se conociera la nueva revelación, sin que el lenguaje utilizado fuera un impedimento. Y precisamente la distinción entre "Jesús" y "Cristo", no era tan importante, para que comenzara una discusión sin sentido a la nueva revelación, así evitarían extravíos.

El lenguaje de los Libros Codificados no tiende a confundir o a iniciar incendios de discusiones vanas y vacías. Se tuvo especial interés en lograr las menos contradicciones posibles. Jesús el Nazareno, era conocido como el Cristo y eso evitaba discusiones. No había sentido lógico para dar un paso en falso con la nueva revelación.

Veamos varios ejemplos en el Libro el Cielo y el Infierno el uso de la palabra “Jesús” y “Cristo” se utilizaron indistintamente.

Libro del Cielo y el Infierno:
Primera Parte - Capítulo V
#10. Así pues, ¿por qué Cristo no hizo mención del Purgatorio?
Porque la idea no existía, de modo que no había palabras para representarla. Recurrió a la palabra infierno, la única en uso, como término genérico para designar sin distinción las penas futuras. Si al lado de la palabra infierno hubiese colocado otra equivalente a purgatorio, no habría podido precisar su verdadero sentido sin tratar una cuestión reservada al futuro. De hecho, habría consagrado la existencia de dos lugares específicos para el castigo. El Infierno, en su acepción general, sugiere la idea de castigo, e implícitamente incluye la de purgatorio, que no es más que un modo de penalidad. Estaba reservado al futuro ilustrar a los hombres acerca de la naturaleza de las penas y, por consiguiente, reducir el Infierno a su justo valor. Si transcurridos seis siglos, la Iglesia consideró que era necesario suplir el silencio de Jesús acerca del Purgatorio, se debe a que consideró que el Maestro no lo había dicho todo. ¿Por qué no habría de ocurrir con otros aspectos lo mismo que con este?
Ya aquí hemos visto como la palabra “Jesús’ y "Cristo”, Allan Kardec las usa indistintamente en el mismo tema que discute y en el mismo inciso.
Origen de la doctrina de las penas eternas, mismo capítulo (Primera Parte - Capítulo VI), Libro el Cielo y el Infierno. 
#5. Con todo, Cristo no pudo revelar a sus contemporáneos todos los misterios del porvenir. Él mismo lo dijo: “Todavía tengo muchas cosas para deciros, pero no las comprenderíais; por eso os hablo en parábolas”. En cambio, fue muy explícito en lo que respecta a la moral, es decir, a los deberes del hombre para con su prójimo, porque supo darse a entender haciendo vibrar la cuerda sensible de la vida material. En cuanto a las demás cuestiones, se limitó a sembrar bajo la forma alegórica los gérmenes que deberían desarrollarse más adelante. 
La doctrina de las penas y las recompensas futuras pertenece a este último orden de ideas. Sobre todo, en relación con las penas, Cristo    no podía provocar un quiebre brusco en relación con las ideas preconcebidas. Había venido para señalar a los hombres nuevos deberes. Ya era mucho que pudiera sustituir el odio y la venganza por la caridad y el amor al prójimo, el egoísmo por la abnegación. Además, racionalmente no podía debilitar el miedo al castigo que se reservaba a los prevaricadores, sin debilitar al mismo tiempo la noción del deber. Dado que prometía el reino de los Cielos a los buenos, ese reino estaba vedado a los malos. ¿Adónde irían estos? Era necesario contraponer algo cuya naturaleza impresionara las inteligencias todavía muy rudimentarias, de modo que pudieran identificarse con la vida espiritual. No debemos perder de vista que Jesús se dirigía al pueblo, a la parte menos ilustrada de la sociedad, que necesitaba imágenes que de alguna manera fueran palpables, en lugar de las ideas sutiles. Por eso Jesús no entró en detalles superfluos sobre el particular. En aquella época bastaba con oponer un castigo a la recompensa.
6. Si bien Jesús amenazó a los culpables con el fuego eterno, también los amenazó con que serían arrojados a la Gehena. Pero, ¿qué era la Gehena? Un lugar de los alrededores de Jerusalén, un basural en el que se arrojaban los desperdicios de la ciudad. ¿Se debería interpretar también eso al pie de la letra? Se trataba de una de esas imágenes enérgicas de las que Jesús se valía para impresionar a las masas. Lo mismo sucede con el fuego eterno. Si ese no hubiera sido su pensamiento, habría estado en contradicción consigo mismo al exaltar la clemencia y la misericordia de Dios, pues la clemencia y la inexorabilidad son opuestos que se anulan.
Así pues, cometeríamos una extraña equivocación en lo relativo al sentido de las palabras de Jesús, si le atribuyéramos la sanción del dogma de las penas eternas, cuando toda su enseñanza proclama la mansedumbre del Creador.
En la Oración Dominical Jesús nos enseña a decir: “Perdona, Señor, nuestras ofensas, así como nosotros perdonamos a quienes nos ofenden”. Si el culpable no debiera esperar ningún perdón, sería inútil que lo pidiera. Pero ese perdón, ¿es incondicional? ¿Es una gracia, una remisión pura y simple de la falta cometida? No; la magnitud de ese perdón está subordinada al modo según el cual se haya perdonado, lo que equivale a decir que no seremos perdonados si por nuestra parte no perdonamos a los demás. Al convertir el olvido de las ofensas en una condición absoluta, Dios no podía exigir al hombre débil lo que Él, omnipotente, no hacía. La Oración Dominical es un protesto cotidiano en contra de la eterna venganza de Dios.
7. Para hombres que sólo poseían una noción confusa de la espiritualidad del alma, la idea del fuego material no les resultaba chocante, puesto que formaba parte de la creencia común tomada del Infierno de los paganos, casi universalmente difundida. Del mismo modo, en la eternidad de las penas no había nada que causara el repudio de un pueblo que desde muchos siglos antes estaba sometido a la legislación del terrible Jehová. Por su parte, en el pensamiento de Jesús el fuego eterno no era más que un símbolo, y poco le importaba que hubiera sido tomado al pie de la letra, en tanto sirviese de freno a las pasiones humanas. Además, Él sabía que el tiempo y el progreso se encargarían de explicar su sentido alegórico, sobre todo porque, según su predicción, el Espíritu de Verdad acudiría para esclarecer a los hombres acerca de todas las cosas. La característica esencial de las penas irrevocables es la ineficacia del arrepentimiento. Ahora bien, Jesús nunca dijo que el arrepentimiento no fuera a contar con la gracia del Padre. Por el contrario, siempre que se le presentó la oportunidad, nos mostró a un Dios clemente, misericordioso, dispuesto a recibir al hijo pródigo que regresara al hogar paterno. Sólo lo mostró inflexible con el pecador obstinado. Con todo, si bien llevaba el castigo en una mano, con la otra siempre ofrecía el perdón al culpable sinceramente arrepentido. Esta no es, por cierto, la característica de un Dios despiadado. También es oportuno destacar que Jesús nunca pronunció contra nadie, ni siquiera contra los mayores culpables, una condena irremisible.
8. Todas las religiones primitivas, como reflejo del carácter de los pueblos, tuvieron dioses guerreros, que combatían en las primeras filas de los ejércitos. El Jehová de los hebreos les facilitaba mil modos de exterminar a los enemigos, y los recompensaba con la victoria o los castigaba con la derrota. Según la idea que tenían acerca de Dios, se lo honraba o apaciguaba con la sangre de animales o de hombres; de ahí los sacrificios sangrientos que representaban un rol tan importante en la totalidad de las religiones de la antigüedad. Los judíos habían abolido los sacrificios humanos. Los cristianos, a pesar de las enseñanzas de Cristo, durante largo tiempo creyeron que honraban al Creador cuando arrojaban a las llamas y torturaban a miles de seres a los que denominaban herejes. Esos actos eran, bajo otro aspecto, verdaderos sacrificios humanos, puesto que los promovían para mayor gloria de Diosy con el acompañamiento de ceremonias religiosas. Aun hoy invocan al Dios de los ejércitos antes del combate, y lo glorifican cuando consiguen la victoria, la mayoría de las veces fundados en las causas más injustas y anticristianas.
9. ¡Cuán lentamente se despoja el hombre de sus prejuicios, de sus hábitos e ideas primitivas! ¡Cuarenta siglos nos separan de Moisés, y en la presente generación cristiana aún se observan resabios de las antiguas costumbres bárbaras, consagradas o al menos aprobadas por la religión actual! Fue necesaria la poderosa opinión de los no ortodoxos, de los que son considerados herejes, para acabar con las hogueras y hacer que se comprendiese la auténtica grandeza de Dios. No obstante, aunque ya no hay hogueras, todavía siguen vigentes las persecuciones materiales y morales. ¡A tal punto continúa arraigada en el hombre la idea de un Dios cruel! Imbuido de sentimientos que le han inculcado desde la infancia, ¿podrá el hombre sorprenderse de que el Dios que le presentan, honrado mediante actos bárbaros, condene a torturas eternas y presencie sin compadecerse el sufrimiento de los culpables? Por cierto, precisamente los filósofos –los impíos, como algunos pretenden– fueron quienes se escandalizaron al ver el nombre de Dios profanado por actos indignos de sus atributos. Han sido ellos quienes lo mostraron a los hombres en la plenitud de su grandeza, pues lo despojaron de las pasiones y mezquindades humanas que una creencia poco ilustrada le atribuía. Gracias a ellos la religión ganó en dignidad lo que perdió en prestigio exterior, pues si todavía quedan hombres apegados a la forma, muy superior es el número de los que son sinceramente religiosos, de corazón y de sentimientos. Con todo, al lado de estos, ¡cuántos se detuvieron en la superficie y fueron llevados a negar la Providencia! Por no haber sabido conciliar a tiempo las creencias religiosas con el progreso de la razón humana, se condujo a algunos al deísmo, a otros a la incredulidad absoluta, y a otros al panteísmo, es decir, que el hombre se convirtió a sí mismo en dios, pues no encontraba uno que fuera suficientemente perfecto.
Ahora bien, ¿Por qué esto ocurrió que lo podamos sustentar por lo dicho por los mismos Espíritus. Veamos el libro de Los Espíritus.
1014. ¿Cómo se explica que Espíritus que revelan su superioridad a través del lenguaje hayan respondido a personas muy serias, acerca del Infierno y el Purgatorio, conforme a la idea que vulgarmente se tiene de ellos?

“Hablan un lenguaje que sea comprensible para las personas que los interrogan. Cuando esas personas están demasiado imbuidas de ciertas ideas, los Espíritus no quieren contrariarlas de un modo demasiado brusco, a fin de no herir sus convicciones. Si un Espíritu le dijera a un musulmán, sin tomar ninguna precaución oratoria, que Mahoma no es un profeta, sería muy mal recibido.” 
[1014a] – Se entiende que así ocurre con los Espíritus que quieren instruirnos. Sin embargo, ¿cómo se explica que algunos Espíritus interrogados acerca de su situación hayan respondido que sufren los tormentos del Infierno o del Purgatorio?

“Cuando los Espíritus son inferiores y no están completamente desmaterializados, conservan en parte sus ideas terrenales y expresan sus impresiones con los términos que les son familiares. Se encuentran en un medio que sólo les permite sondear el porvenir de un modo parcial. Por esa causa, algunos Espíritus errantes, o cuyo desprendimiento son recientes, suelen hablar como lo habrían hecho si estuvieran vivos. La palabra infierno puede traducirse en el sentido de una vida de pruebas extremadamente penosa, con la incertidumbre acerca de una vida mejor. En el caso de purgatorio, también como una vida de pruebas, pero con la conciencia de un porvenir mejor. Cuando experimentas un dolor intenso, ¿no te dices a ti mismo que sufres como un condenado? No son más que palabras, y siempre con sentido figurado.”
No estoy de acuerdo en vincular el Espiritismo con la cristiandad, por el solo hecho de decir que el Espiritismo es cristiano, porque siguen a Cristo.

Esto no es suficiente justificación, es como querer tapar el cielo con un dedo. Esto es más serio que eso. Pues es torcer el Espiritismo a un grupo religiosos que no es sino una tercera parte de la población mundial, ¿Y donde se quedan los demás, o las 2 terceras partes del mundo.?
"Existe, entre el Cristo de la fe y el Jesús histórico, una diferencia muy clara que hoy en día no ponen en duda ni siquiera los investigadores pertenecientes a la Iglesia Católica. Hay en la Historia una norma que afecta a los grandes personajes, y es que, a partir de su muerte, se produce una profunda transformación entre lo que fue su vida y lo que de ella se cuenta. Hay que añadir, además, que las fuentes escritas que nos hablan de Jesús son muy posteriores a su muerte, y están basadas en las historias transmitidas por tradición oral." [contribución de Iris de la Rosa]
El Espiritismo no tiene dueño, es de la humanidad y precisamente el Ítem #40 del capitulo XXVII de Génesis Espiritual, nos indica que el Espiritismo no es cristiano. No hace lógica que una filosofía tan bella como es el Espiritismo sea solo de unos pocos, eso es ser egoístas y pensar que el Espiritismo le pertenece a ellos solamente. El Espiritismo es de todos, y los que no queremos ser cristianos no podemos quedarnos fuera del Espiritismo porque un grupo que no han leído los libros codificados quieran que así sea. 
Se ha demostrado que todo aquel que lee los Libros Codificados con conciencia, no puede ser engañado. Es la "mistificación"  de Espíritus Embusteros que han logrado "fascinar" a millones de los llamados Espiritistas Religiosos que no se han dado cuenta del gran engaño de los Católicos Cristianos  que han sido objeto. 

No, estamos de acuerdo y el tiempo dirá que los que quieren ser adeptos del Espiritismo podamos libremente predicar el lindo mensaje de Jesús el Nazareno, el mensaje de los Espíritus y adelantemos nuestro Espíritu.

Los Espiritistas no creemos en la "resurrección" de la carne, sino que creemos firmemente en la  “Reencarnación” y en el Alma Inmortal. El concepto de “Cristo” implica “Resurrección”, entonces, en que están pensando estas personas del Espiritismo Religioso. Defendamos nuestra filosofía contra estos argumentos de que el Espiritismo es cristiano porque creen en Cristo

¿Dónde están todos los postulados del Espiritismo?

Nadie amigo Espírita, te puede imponer un Espiritismo Cristiano ni religiosos, somos libres pensadores y no máquinas sin libre   Albedrío.

El Ítem #40, Libro de Génesis, escrito por Allan Kardec nos indica lo siguiente, en el CAPÍTULO XVII, Las profecías del evangelio, en la sección: Anuncio del Consolador: #40. 
"El Espiritismo presenta, como ha sido demostrado (cap. I, n.º 30), todos los caracteres del Consolador prometido por Jesús. No es, en absoluto, una doctrina individualuna concepción humananadie puede decirse su creador. Es el fruto de la enseñanza colectiva de los espíritus presididos por el Espíritu de Verdad. No suprime nada del Evangelio: lo completa y aclara. Con la ayuda de las nuevas leyes que revela, en unión con las de la ciencia, hace comprender lo que era ininteligible y admitir la posibilidad de aquello que la incredulidad tenía inadmisible. Hubo precursores y profetas que presintieron su llegada. Por su poder moralizador, prepara el reino del bien sobre la Tierra. La doctrina de Moisés, incompleta, terminó circunscrita al pueblo judío; la de Jesús, más completa, se extendió a toda la Tierra mediante el cristianismo, pero no convirtió a todos; el Espiritismo, más completo aún, con raíces en todas las creencias, convertirá a la humanidad. 1
1. Todas las doctrinas filosóficas y religiosas llevan el nombre de la individualidad fundadora, por lo que se dice: el Mosaísmo, el Cristianismo, el Mahometismo, el Budismo, el Cartesianismo, el Furierismo, el Sansimonismo, etc. 
La palabra Espiritismopor el contrario, no involucra a ninguna persona en especial; pero sí define a una idea general que indica, al mismo tiempo, el carácter y la fuente múltiple de la Doctrina.[N. de A. Kardec.]
No deseo polemizar, sino aclarar la diferencia entre estos dos concepto, "Jesus el Nazareno" y "Cristo".

Existe una gran diferencia entre el Jesús el Nazareno que predica el Espiritismo y el “Cristo”, Mesías divino, “Salvador" y “Redentor de pecados”, de los cristianos. El “Cristo" de los cristianos, es considerado un Dios, con propósitos muy diferentes a los que el Espiritismo predica.  El mismo Jesús decía que no lo llamaran el "Cristo". Por lo tanto, una razón más para no decir que el Espiritismo es cristiano porque creen en "Cristo"


No saber la diferencia y creen que "Jesús"y "Cristo" es lo mismo. "Cristo" es una mistificación para los Espiritistas que no han leído los Libros Codificados.

El mismo Jesús indicó que el no era el "Cristo", véanlo en la biblia:

  • Mateo 16:20, Entonces ordenó a los discípulos que a nadie dijeran que El era el Cristo.
  • Juan 9:22, Sus padres dijeron esto porque tenían miedo a los judíos; porque los judíos ya se habían puesto de acuerdo en que si alguno confesaba que Jesús era el Cristo, fuera expulsado de la sinagoga.
  • Hechos 5:42, Y todos los días, en el templo y de casa en casa, no cesaban de enseñar y predicar a Jesús como el Cristo.
  • Lucas 23:35, Y el pueblo estaba allí mirando; y aun los gobernantes se mofaban de El, diciendo: A otros salvó; que se salve a sí mismo si este es el Cristo de Dios, su Escogido.
  • Juan 1:20, Y él confesó y no negó; confesó: Yo no soy el Cristo.
He citado a Juan 1-20 como palabras de Jesús en mis últimos escritos, pero es incorrecto, se refiere a Juan el Bautista, por lo tanto corrijo este error. Sí; es correcto, Juan 1:20 se refiere a Juan el Bautista. Corrijo y me disculpo. Juan 1:15-23La Biblia de las Américas (LBLA)15 Juan dio* testimonio de El y clamó, diciendo: Este era del que yo decía: “El que viene después de mí, es antes de mí[a], porque era primero que yo.” 16 Pues de su plenitud todos hemos recibido, y gracia sobre gracia. 17 Porque la ley fue dada por medio de Moisés; la gracia y la verdad fueron hechas realidad por medio de Jesucristo. 18 Nadie ha visto jamás a Dios; el unigénito Dios[b], que está en el seno del Padre, El le ha dado a conocer.Testimonio de Juan el Bautista19 Este es el testimonio de Juan, cuando los judíos enviaron sacerdotes y levitas de Jerusalén a preguntarle: ¿Quién eres tú? 20 Y él confesó y no negó; confesó: Yo no soy el Cristo[c]. 21 Y le preguntaron: ¿Entonces, qué? ¿Eres Elías? Y él dijo*: No soy. ¿Eres el profeta? Y respondió: No. 22 Entonces le dijeron: ¿Quién eres?, para que podamos dar respuesta a los que nos enviaron. ¿Qué dices de ti mismo? 23 El dijo: Yo soy la voz del que clama en el desierto: “Enderezad el camino del Señor”, como dijo el profeta Isaías.  Las demás citas en relación a que Cristo o sus familiares negaban que Jesús era el Cristo, las sigo refiriendo como lo dice textualmente la Biblia. Mateo 16:20La Biblia de las Américas (LBLA)20 Entonces ordenó a los discípulos que a nadie dijeran que El era el Cristo[a]. Juan 9:22La Biblia de las Américas (LBLA)22 Sus padres dijeron esto porque tenían miedo a los judíos; porque los judíos ya se habían puesto de acuerdo en que si alguno confesaba que Jesús[a] era el Cristo[b], fuera expulsado de la sinagoga.
 Lucas 23:35La Biblia de las Américas (LBLA)35 Y el pueblo estaba allí mirando; y aun los gobernantes se mofaban de El, diciendo: A otros salvó; que se salve a sí mismo si este es el Cristo[a] de Dios, su Escogido.
 Continúo reiterando que Jesús de Nazareth no debe ser considerado el Cristo de los cristianos. Los Libros Codificados nos indican que Cristo es un “Adjetivo sustantivado” y no debe considera a “Cristo” como el Mesías de Nazareth. [Cristo no alude al nombre “Mesías de Nazareth”], y cito nuevamente para enfasis a mi opinion sobre este tema. La Génesis - Capítulo I - Caracteres de la revelación espírita – Ítem #62 …Al poner fin al reinado del egoísmo, del orgullo y la incredulidad, preparan el del bien, que es el reino de Dios anunciado por el Cristo10. 10 La anteposición del artículo a la palabra Cristo (del griego Christos, ungido), empleada en sentido absoluto, es más correcta, si se considera que esa palabra no alude al nombre del Mesías de Nazaret, sino que se trata de un adjetivo sustantivado. Se dirá, pues: Jesús era Cristo; era el Cristo anunciado; la muerte del Cristo, y no de Cristo, mientras que se dice: la muerte de Jesús y no del Jesús. En Jesucristo las dos palabras reunidas forman un solo nombre propio. Por la misma razón se dice: el Buda Gautama conquistó la dignidad de Buda por sus virtudes y su austeridad. Se dice: la vida del Buda, del mismo modo que se dice: el ejército del Faraón y no de Faraón; Enrique IV era rey; el título de rey; la muerte del rey, y no de rey. (N. de Allan Kardec.)
 
Es tiempo de establecer las diferencias marcadas entre estos dos conceptos. El Espiritismo nunca ha confundido a Jesús el Nazareno con el "Cristo" Redentor de pecados o "Salvador del mundo",  Solo los Religiosos Cristianos que quieren que el Espiritismo sea una religión. Este es el mayor "Misticismo" del Espiritismo desde el tiempo de Allan Kardec en sus 158 años de existencia.

Así pues, los Espiritistas de Verdad prediquemos a Jesús el Nazareno, este es el Jesús, un Espíritu Puro y Perfecto que dignifica el Espiritismo; pero los religiosos del Espiritismo todavía no se han dado cuenta de la diferencia  de "Jesus" y "Cristo", aún…


A continuación lo que significa “Cristo” para los cristianos, pero que no significa lo que el Espiritismo promueve con su mensaje.


A continuación lo que significa “Cristo” para los cristianos, pero no para el Espiritismo.
  • Es el título que en el cristianismo se le da a Jesús de Nazaret, en otras palabras, así le llaman los cristianos.
  • Los «cristianos» llaman a Jesús “Cristo” porque ellos creen y confiesan que Jesús es el Mesías profetizado en el Antiguo Testamento,
  • El Cristianismo, por lo cual le llamaban «Jesús Cristo», que quiere decir, «Jesús, el Mesías» (en hebreo: Yeshua Ha'Mashiach), o bien, en su uso recíproco: «Cristo Jesús» («El Mesías Jesús»). Los mismos cristianos, consideran a Jesus como engendrado por el Espiritu Santo, que los espiritistas sabemos que no es posible y eso Allan Kardec lo hace claro. Pero Jesus, no puede ser el Mesías Prometido,porque ante los judíos, tendría que tener una linea directa paternal de Jose, que los Cristianos niegan. Por lo tanto no puede ser considerado como Mesías y ser aceptado por los judíos.
  • El título «Cristo» también se encuentra dentro del nombre personal «Jesucristo», y se menciona como un sinónimo de Jesús de Nazaret en la fe cristiana, que lo considera «Salvador» y «redentor» de los hombres, el «Verbo» (o Palabra) de Dios encarnado, y «el Hijo unigénito de Dios».  Los Espiritistas creemos en la "Expiación", no en la "Redención", un concepto no mencionado en ninguno de los libros Codificados, excepto cuando se menciona en una sola ocasión como referencia a la Biblia únicamente. La "Redención de Pecados" se le adjudica a Cristo por los Cristianos.
  • Los cristianos aguardan el regreso a la tierra de Cristo en el fin de los tiempos. Los Espiritistas, sabemos que no hay una segunda venida de Jesus.
  • La Cristología, un área de la teología, se ocupa principalmente de estudiar la naturaleza divina de la persona de Jesucristo, según los evangelios canónicos y los demás escritos del Nuevo Testamento.
  • Cristo, el ungidoCristo y bordón, por Carl Bloch. La palabra «ungir» ―del latín únguere― significa ‘elegir a alguien para un puesto o un cargo muy notable’ (como sumo sacerdote o rey). La concepción hebrea del ungido o entronizado proviene de la antigua creencia que establece que untar a una persona u olear un objeto con aceite otorga cualidades extraordinarias, incluso sobrenaturales, cuando estas provienen de una autoridad divina.
  • Pero Jesús era repudiado por los Judíos. Veamos a Juan 10:31
    Los judíos amenazan a Jesús ] Los judíos volvieron a tomar piedras para apedrearle. 
    31 Los judíos volvieron a tomar piedras para apedrearle. 32 Jesús les dijo[e]Os he mostrado muchas obras buenas que son del Padre. ¿Por cuál[f] de ellas me apedreáis? 33 Los judíos le contestaron: No te apedreamos por ninguna obra buena, sino por blasfemia; y porque tú, siendo hombre, te haces Dios. 34 Jesús les respondió: ¿No está escrito en vuestra ley: “Yo dije: sois dioses”? 35 Si a aquellos, a quienes vino la palabra de Dios, los llamó dioses (y la Escritura no se puede violar), 36 ¿a quien el Padre santificó y envió al mundo, vosotros decís: “Blasfemas”, porque dije: “Yo soy el Hijo de Dios”? 37 Si no hago las obras de mi Padre, no me creáis; 38 pero si las hago, aunque a mí no me creáis, creed las obras; para que sepáis y entendáis[g] que el Padre está en mí y yo en el Padre. 39 Por eso procuraban otra vez prenderle, pero se les escapó de entre las manos. 40 Se fue de nuevo al otro lado del Jordán, al lugar donde primero había estado bautizando Juan, y se quedó allí.
  • Mateo 16:20, Entonces ordenó a los discípulos que a nadie dijeran que El era el Cristo.
  • Juan 9:22, Sus padres dijeron esto porque tenían miedo a los judíos; porque los judíos ya se habían puesto de acuerdo en que si alguno confesaba que Jesús era el Cristo, fuera expulsado de la sinagoga.
  • Hechos 5:42, Y todos los días, en el templo y de casa en casa, no cesaban de enseñar y predicar a Jesús como el Cristo.
  • Lucas 23:35, Y el pueblo estaba allí mirando; y aun los gobernantes se mofaban de El, diciendo: A otros salvó; que se salve a sí mismo si este es el Cristo de Dios, su Escogido.
  • Juan 1:20, Y él confesó y no negó; confesó: Yo no soy el Cristo.
  • En el Israel de la antigüedad, la costumbre de ungir a una persona otorgaba la potestad para ejercer algún cargo importante. El término Cristo no solo se utilizaba con los sacerdotes[12] que eran mediadores entre Dios y la humanidad, sino también con los reyes teocráticos[13] que eran representantes de Dios y adquirían de esa manera dignidad sacerdotal. Más tarde se aplicó a los profetas[14] e incluso se vinculó con los patriarcas [15]., pero Jesus el Nazareno, no pretendió nunca ser reverenciado como sumo sacerdote. 
  • Sin embargo, en la transformación del concepto mesiánico, el uso del término se restringió al redentor y restaurador de la nación judía.[16] [17]
  • En el Nuevo Testamento, la palabra Cristo se utiliza como nombre común y como nombre propio. En ambas acepciones aparece con o sin artículo definido, en solitario o asociada a otros términos o nombres. Cuando se usa como nombre propio y, muchas veces, en los otros casos, designa a Jesús de Nazaret, el esperado Mesías de los judíos.
  • De esta manera, para las confesiones cristianas, Jesucristo es el mesías, aquel que el Antiguo Testamento anunciaba que llegaría como plan de salvación de Dios para la humanidad.
  • https://youtu.be/wz_5ta8eRs8



Comentarios de amigos:
IRIS DE LA ROSA ha dejado un nuevo comentario en su entrada "Cristo no era Jesús el Nazareno o el Mesías de Naz...": 
Saludos Frank. Añado esta información obtenida del internet para su análisis y observación. 
El Mesías es una figura que, con carácter profético, empieza a surgir en Israel en torno al siglo V antes de CristoEste personaje sería un hombre que con la ayuda de Yahveh y por vías militares, sería capaz de instaurar el Reino de Dios en la Tierra. Un Reino de carácter puramente terrenal, que supondría la plena felicidad y prosperidad económica de todos los judíos, que vivirían, bajo la ley de Dios, en un país temido por todos sus enemigos.
El historiador Flavio Josefo, en su obra Las guerras de los judíos, (un documento histórico imprescindible para conocer el Israel de la época), nos habla de hasta once personajes que, desde la muerte de Herodes el grande (protagonista del legendario pasaje de la matanza de los inocentes) hasta la gran sublevación de los judíos contra los romanos, en el año 66 d.C., anunciaban la inminente llegada del Reino de Dios. Jesús era sólo uno de tantos. 
La muerte de Jesús en la cruz parecía ser incompatible con la idea de que éste fuese el verdadero Mesías. Las iglesias de corte paulino (fundadas a partir de las doctrinas de Pablo de Tarso) tuvieron que sortear este inconveniente y explicar cómo podían seguir considerando Mesías a alguien que obviamente había fracasado, y había sido ajusticiado humillantemente. Para explicarlo, se recurrió a una ligera modificación del significado mesiánico: se borró el tinte claramente político y militar de éste término, y se pasó a afirmar que el Reino de Dios estaba en los cielos. Jesús pasaba así a ser el hijo de Dios, enviado por su Padre para morir en la cruz, y redimir de este modo los pecados de los hombres.
Para los judíos, que seguían viendo en la figura del Mesías a un caudillo militar, y en el Reino prometido de Dios, un reino terrenal, esta idea era intolerable, y desde entonces desmintieron radicalmente la posibilidad de que ese Jesús pudiese ser el verdadero enviado de Yahveh. A finales del siglo I, los grupos que seguían repensando a Jesús y la teología relacionada, llegaron a afirmar que Jesús ya no era simplemente un hombre, sino que se trataba del hijo de Dios. Fue entonces cuando los judíos los acusan de ser diteístas (creer en dos dioses en lugar de sólo uno) y los expulsan del templo, condenándolos y marcando una división que dura hasta hoy. Gracias Iris de la Rosa, excelente comentario que haré parte de mis escritos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Seguir a Frank en Facebook

¿Cómo reconocer un “Espiritista Verdadero”, en el Espiritismo?

¿Cómo reconocer un “Espiritista Verdadero”, en el Espiritismo? 
Un Espiritista Verdadero es aquel que según el Libro de Obras Póstumas, de Allan Kardec lo describe así:

Breve Contestación a los Detractores del Espiritismo

“Solo reconoce por adeptos suyos a los que practican su enseñanza, es decir, a los que trabajan en su propio mejoramiento moral, esforzándose en vencer sus malas inclinaciones, en ser menos egoístas y orgullosos, más afables, más humildes, pacientes, benévolos, caritativos para con el prójimo y moderados en todas las cosa, pues este es el signo característico del espiritista verdadero…”

Un Espiritista Verdadero, no es el que cobra menos dinero. Esos son “Charlatanes”, infiltrados en el Espiritismo. Los “Charlatanes”, son los que cobran dinero en el Espiritismo.


Evaluar a un Espiritista, y saber si es uno Verdadero, se necesita tener conocimiento adquirido, mediante la lectura de los Libros Codificados de Allan Kardec, Así se puede verificar la autenticidad.

Mensajes en Fotos


Body

















1/15/16

Un RESUMEN sobre los recursos del Espiritismo para sanar las Obsesiones Espirituales seria:









  • Moralización del Obsesado obteniendo su ascendencia Moral y luego al Obsesor moralizarlo.



  • Fortalecimiento de la "Voluntad" del Obsesado para que pueda Rechazar al Obsesor.



  • Oración Magnética Mental. (Grupales),



  • Magnetización del Obsesado, mediante Pases Magnéticos.



  • Educación Espirita.


Los postulados y la definición de la Filosofía Espirita antes expresada es nuestra razón de ser en esta red social. Por la naturaleza de este medio, muchas personas con diferentes corrientes de pensamiento y de diferente postura con relación al Espiritismo, pueden hacer comentarios a nuestras reflexiones. Esto nos llena de mucha satisfacción, porque ilustra claramente que el propósito de la existencia de esta página ha cometido su propósito al lograr cruzar barreras de idiomas y de pensamientos. Estamos muy claros en que nuestra filosofía es una de carácter Kardeciana y es la que promulga el deseo genuino de Dios en cuanto al comportamiento Moral de nuestra sociedad y de toda la raza humana, pero no tenemos ninguna conexión con otras corrientes de pensamiento sincretistas como lo son: Práctica de africanismo, indigenismos o ritualismos étnicos, Religiosos, folclóricos o sincréticos ni se hacen rezos, baños de plantas, consume de aguardiente o tabacos, inhalaciones toxicas, curaciones mágicas, maleficios o encantamientos y Santería.



Las obsesiones se Curan según el Espiritismo.






Excelente recurso de información según El Espiritismo, en el siguiente Libro Gratuito:








Todos están bienvenidos a comentar nuestras reflexiones, pero en nada esto significa que patrocinemos estas corrientes diferentes de pensamientos.











Queremos ser un faro, donde aquellos que desean encontrar el puerto seguro, puedan libremente acercarse al dialogo y a la comprensión. Jesús nos enseño a no hacer acepción de persona alguna, somos llamados a la comprensión y a la tolerancia con todos aquellos que aunque tengan pensamientos diferentes, siguen siendo seres humanos en el proceso de encontrar el sendero de la verdad en su camino evolutivo.












REFERENCIAS PARA ESCRIBIR ESTA REFLEXIÓN



  • El Evangelio Según El Espiritismo, Allan Kardec

  • El Libro de Los Espíritus, Allan Kardec

  • Obras Póstumas, Allan Kardec

  • Genesis

  • El Cielo Y el Infierno – Allan Kardec

  • El Libro de Los Médiums – Allan Kardec











Frank Montañez

“Soy Espírita”

Director de la Página


Soy Espirita en Facebook

Nuestro Canal Soy Espirita en Youtube

Blog de Soy Espirita

soyespirita@yahoo.com

"Soy Espirita" en Twitter

"Soy Espirita" en Google +

    No dejes de inscribirte en mi blog, así podrás recibir notificación de nuevas adiciones a mi página. Debes tener una cuenta de correo electrónico de gmail para poder hacer comentarios a los artículos y también para inscribirte en este blog. Además, si consideras que esta reflexión hoy ha sido de mucha ayuda, por favor compártela haciendo un enlace a tu muro en Facebook y no dejes de escribir un comentario para así saber que ha servido de ayuda a alguien. Gracias por leer este blog. Frank





NOTA Importante:




Si consideras que este articulo o reflexión es útil, y deseas citarnos en un artículo o nota que publiques en tu blog o en Facebook, por favor haz una mención de que obtuviste la información de un articulo nuestro ya publicado. Eso es actuar en Moral y bien común. No permitas que el atribuirte consciente o inconscientemente crédito por algo que copiaste de otro autor, afecte tu espiritualidad, y que cometas faltas que se han de acumulan a las que ya tienes.




Si me mencionas o no, no es importante para mí, pero sí; es una falta el atribuirte que la información publicada es de tu autoría al no hacer mención alguna del autor original, si no das el crédito al que originalmente lo creo, eso es propiedad intelectual y al no dar el crédito, constituye una falta de moralidad. Recomiendo que añadas al final de tu reflexión algo así:




Partes de esta reflexión ha sido tomada de un artículo publicado por Frank Montañez de “Soy Espírita” en su blog: www.soyespirita.blogspot.com




Nombre del Artículo:


Fecha Publicado:


Eso evitarás que actúes mal sin quererlo hacer, de eso se trata la Educación Espírita.






Los siguientes enlaces te conducen a estos temas ya publicados para ayudarte en tu desarrollo de educación espiritual:









































Te los ofrezco gratuitos en estos enlaces y en audio que son mas fáciles de manejar. Te los ofrezco gratuitos en estos enlaces y en audio que son más fáciles de manejar.




Audio Libros en Español GRATUITOS




Los invito a que descarguen los AUDIO Libros en mi blog. No hay escusas para no leer el Libro de los Espíritus y el de Los Médiums, pues pueden escucharlos narrados. Visita mi blog o simplemente dale clic al libro que ves listado a continuación.





¡VIVA EL ESPIRITÍSMO!





Haz clic en este enlace - AUDIO LIBRO – EL EVANGELIO SEGÚN EL ESPIRITISMO.


Haz clic en este enlace - AUDIO LIBRO – GÉNESIS




Espero estos enlaces te conduzcan a información que te ayude a lograr activar tu crecimiento espiritual, a través de la Transformación Moral.


________________________________________




NOTA ACLARATORIA:





Han notado que nuestras reflexiones se redactan para la Educación de nuestra filosofía, tal y como lo ilustran Los Espíritus de La Codificación Espirita dada a Allan Kardec. Muchas de estas enseñanzas lucen como que deben ser tratadas en la Casa Espírita y creo que sí; es esto correcto. Pero la mayoría de nuestros lectores no tienen acceso a Casa Espírita alguna, entonces no nos podemos quedar con las manos cruzadas esperando que Espíritus Impuros que sabiendo esta realidad se adelanten se introduzcan en los hogares de personas que con genuino interés se acercan a nuestra página buscando ayuda. Para ellos les sugiero considerar conformar un pequeño grupo de Estudios en su hogar. Así se deleitaran de las enseñanzas de los Espíritus. Estos dos enlaces te ayudaran a comenzar a conformar tu grupo de Estudio:





  • http://soyespirita.blogspot.com/2014/01/ley-de-sociedad-i-necesidad-de-la-vida.html

  • http://soyespirita.blogspot.com/2011/08/recomendaciones-para-los-nuevos-grupos.html













No demostramos compasión si no ayudamos a estas personas en estos lugares inaccesibles que no existe ninguna Casa Espírita cerca y tal vez nunca la habrá a no ser por nuestra educación por el Internet. Para muchos el desarrollo de la Mediúmnidad es tan serio que no han desarrollado aun Médiums en sus lugares de reunión. Pero eso no debe ser la norma, pues el mismo Allan Kardec nos apercibió de que esto era esencial en el desarrollo espiritual de las comunicaciones Mediúmnica.




Preferimos hacer accesible esta información para aquellos que genuinamente desean crecer espiritualmente, y yo soy el de pensar que si los deseos de estos nuevos allegados son encaminados al desarrollo de la Mediúmnidad, es preferible ayudarlos que dejarlos a expensas de Espíritus Impuros que aprovechándose del deseo más profundo de crecer espiritualmente intervengan para que esto no se logre.




Esta educación debe ser el detonador para el establecimiento de nuevos centros de reunión para nuevos allegados y esto cumple el propósito de la codificación y de la Ley de Progreso y Crecimiento espiritual a que todos tenemos derecho.









































Autenticidad de los libros Codificados por Allan Kardec según el Libro de Génesis, ¿Qué es una Opinión en el Espiritismo? y el propósito del Espiritismo con la Humanidad:





Ítem #10. Sólo los espíritus puros reciben la misión de transmitir la palabra de Dios, pues hoy sabemos que los espíritus están lejos de ser todo perfectos y que algunos intentan aparentar lo que no son, razón por la cual San Juan ha dicho: “Amados, no creáis a todo espíritu, sino probad los espíritus si son de Dios” (Primera Epístola Universal de San Juan Apóstol 4:1).



De modo que nadie tiene la autoridad Espiritual ni Moral de realizar cambios a los libros codificados que no sean los dueños y autores originales; "Los Espíritus".




Veamos lo que dice la introducción del Libro de Génesis, comentado y firmado por Allan Kardec y lee como sigue: Introducción, De la primera edición, publicada en enero de 1868.


“A pesar de la intervención humana en la elaboración de esta





Doctrina, la iniciativa pertenece a los espíritus, pero no a uno en especial, ya que es el resultado de la enseñanza colectiva y concordante de muchos espíritus, puesto que si se basara en la doctrina de un espíritu no tendría otro valor que el de una "opinión personal". El carácter esencial de la Doctrina y su existencia misma se basan en la uniformidad y la concordancia de la enseñanza. Por tanto, todo principio no general no puede considerarse parte integrante de la Doctrina, sino una simple opinión aislada de la cual el Espiritismo no se responsabiliza.


Es esa concordancia colectiva de opiniones, sometidas a la prueba de la lógica, la que otorga fuerza a la Doctrina Espírita y asegura su vigencia. Para que cambiase, sería necesario que la totalidad de los espíritus mudasen de opinión, es decir, que llegase el día en que negasen lo dicho anteriormente. Ya que la Doctrina emana de la enseñanza de los espíritus, para que desapareciese sería necesario que los espíritus dejasen de existir. Y es por eso que esta Doctrina prevalecerá siempre sobre los demás sistemas personales, que no poseen, como ella, raíces por doquier. El Libro de los Espíritus ha consolidado su prestigio porque es la expresión de un pensamiento colectivo y general.”

Firmado por Allan Kardec.






El Libro de Génesis, escrito por Allan Kardec nos indica lo siguiente tambien:


Ítem #40. El Espiritísmo presenta, como ha sido demostrado (cap. I, n.º 30), todos los caracteres del Consolador prometido por Jesús. No es, en absoluto, una doctrina individual, una concepción humana; nadie puede decirse su creador (Pues sus creadores fueron los Espíritus). Es el fruto de la enseñanza colectiva de los espíritus presididos por el Espíritu de Verdad. No suprime nada del Evangelio: lo completa y aclara. Con la ayuda de las nuevas leyes que revela, en unión con las de la ciencia, hace comprender lo que era ininteligible y admitir la posibilidad de aquello que la incredulidad tenía inadmisible. Hubo precursores y profetas que presintieron su llegada. Por su poder moralizador, prepara el reino del bien sobre la Tierra.


La doctrina de Moisés, incompleta, terminó circunscrita al pueblo judío; la de Jesús, más completa, se extendió a toda la Tierra mediante el cristianismo, pero no convirtió a todos; el Espiritismo, más completo aún, con raíces en todas las creencias, convertirá a la Humanidad.1


1. Todas las doctrinas filosóficas y religiosas llevan el nombre de la individualidad fundadora, por lo que se dice: el Mosaísmo, el Cristianismo, el Mahometismo, el Budismo, el Cartesianismo, el Furierismo, el Sansimonismo, etc. La palabra Espiritismo, por el contrario, no involucra a ninguna persona en especial; pero sí define a una idea general que indica, al mismo tiempo, el carácter y la fuente múltiple de la Doctrina. [N. de A. Kardec.]






Claramente Allan Kardec y El Espíritu de verdad que dictó los Libros Codificados que el Espiritísmo, más completo aún, es con raíces en TODAS LAS CREENCIAS y la fuente múltiple de la doctrina, refiriéndose a que con Moisés la Doctrina fue incompleta y la de Jesús se extendió mediante el Cristianismo, pero no convirtió a todos, por lo tanto es hoy que el Espiritísmo ha de ser de todos, todas las doctrinas religiosas, "Mosaísmo, Cristianismo, Mahometismo, el Budismo, el Cartesianismo, el Furierismo, el Sansimonismo, y yo ando los Musulmanes, los Hinduistas, los Ateos, los Laicos, los de Joaquín Trincado, los Santeros, Umbanda, en fin a "TODOS", es más incluyo, hasta los extraterrestres, Todos adelantaran sus Espíritus mediante las enseñanzas del Espiritísmo.



En el libro de Obras Póstumas, Allan Kardec, luego de haber dedicado 13 años a la Codificación Espírita, y haber codificado y publicado los 5 Libros Básicos, dijo lo siguiente refiriéndose al Espiritismo:



EL ESPIRITÍSMO NO ES UNA RELIGIÓN Constituida…



El espiritismo es una doctrina filosófica que tiene consecuencias religiosas como toda filosofía espiritualista y por esto mismo toca forzosamente las bases fundamentales de todas las religiones: Dios, el alma y la vida futura; pero no es una religión constituida, dado que no tiene culto, rito ni templo, y que entre sus adeptos ninguno ha tomado ni recibido titulo de sacerdote o sumo sacerdote. Estas calificaciones son pura invención de la crítica.


Obras Póstumas – Allan Kardec







TODOS SOMOS MÉDIUMS





Libro de Los Mediums - Sobre los Médiums - X




Todos los hombres son médiums, todos tienen un Espíritu que los orienta hacia el bien, en caso de que sepan escucharlo. Ahora bien, poco importa que algunos se comuniquen directamente con él a través de una mediumnidad especial, y que otros sólo lo escuchen a través de la voz del corazón y de la inteligencia, pues no deja de ser su Espíritu familiar quien los aconseja. Llamadlo espíritu, razón o inteligencia: en todos los casos es una voz que responde a vuestra alma y os dicta buenas palabras. Sin embargo, no siempre las comprendéis. No todos saben proceder de acuerdo con los consejos de la razón, no de esa razón que se arrastra y repta más de lo que camina, que se pierde en la maraña de los intereses materiales y groseros, sino de esa razón que eleva al hombre por encima de sí mismo y lo transporta a regiones desconocidas. Esa razón es la llama sagrada que inspira al artista y al poeta, el pensamiento divino que eleva al filósofo, el impulso que arrebata a los individuos y a los pueblos. Razón que el vulgo no puede comprender, pero que eleva al hombre y lo aproxima a Dios más que ninguna otra criatura; entendimiento que sabe conducirlo de lo conocido a lo desconocido, y le hace realizar las cosas más sublimes. Escuchad, pues, esa voz interior, ese genio bueno que os habla sin cesar, y llegaréis progresivamente a oír a vuestro ángel de la guarda, que desde lo alto del cielo os tiende la mano. Repito: la voz íntima que habla al corazón es la de los Espíritus buenos, y desde ese punto de vista todos los hombres son médiums.




Channing






Libro de Los Mediums - Capt. XVII


Amigos míos, permitidme que os dé un consejo, dado que avanzáispor un terreno nuevo, y si seguís la ruta que os indicamos no osextraviaréis. Se os ha dicho una gran verdad, que deseamos recordaros: el espiritismo es sólo una moral, y no debe salirse de los límites de la filosofía, ni más ni menos, salvo que quiera caer en el dominio de la curiosidad.


Dejad de lado las cuestiones científicas, pues la misión de los Espíritus no es resolverlas, ahorrándoos el esfuerzo de las investigaciones.


"Tratad antes de mejoraros, pues de ese modo progresaréis realmente".


San Luis






Mapa de Visitas

Horarios en comparación a Chicago